Las adicciones, un drama que continúa aunque su impacto sea menos visible

Un heroinómano prepara un chute con benzodiacepina y heroína en una habitación de consumo de un centro de asistencia de urgencia del barrio de la estación de tren central de Fráncfort (Alemania). EFE/Arantxa Iñiguez/ARCHIVO

Lisboa (EuroEFE).- Las adicciones continúan presentes en la sociedad aunque su desenlace más extremo, la muerte por sobredosis, es cada vez menos frecuente, destaca en una entrevista con Efe el director del Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías (EMCDDA), que pide que la atención a este drama no decaiga.

El llamamiento de Alexis Goosdeel ha llegado durante la tercera Conferencia Europea sobre comportamientos adictivos y dependencias, la “Lisbon Addictions 2019”, que se ha celebrado esta semana en la capital lusa, donde se han abordado las tendencias de consumo de las drogas clásicas (cannabis, heroína, cocaína) y de nuevas adicciones (juego online).

Problemas que siguen muy presentes aunque su impacto se haya reducido en las calles.

“Hoy en día, como los efectos más negativos del uso de droga, que son los muertos por sobredosis, son menos frecuentes, menos visibles, y como tenemos más de un millón de personas en tratamiento en Europa -estamos distribuyendo alrededor de 80 millones de jeringuillas cada año- hay menos gente con VIH, menos gente que se muere por sobredosis”, apunta.

No obstante, advierte que el problema persiste y considera que es necesaria una reflexión, en foros como la “Lisbon Addictions 2019”, organizados por el EMCDDA, el portugués Servicio de Intervención en los Comportamientos Adictivos y las Dependencias (SICAD) y la Sociedad Internacional de Editores de Publicaciones sobre Adicciones (ISAJE).

Aumento de la disponibilidad de drogas en Europa

Con récord de asistencia de 1.300 personas, la cita se ha celebrado en un momento en el que “las tendencias no son muy positivas”, resalta Goosdeel, debido al aumento de la disponibilidad de drogas en Europa.

Fundamental para combatir el problema es FuturiZe, una iniciativa innovadora para entender el futuro de las adicciones: la digitalización, la innovación en la comunicación -con especial atención a la darknet, el contenido oculto de internet- el Big Data y la neurociencia.

“No es para adivinar cuál será el futuro, sino más bien tratar de identificar algunos desafíos y también imaginar por ejemplo en algunos casos si se verifica una hipótesis, o si continúa por ejemplo el desempeño de las nuevas sustancias psicoactivas cuál sería el impacto en Europa para los ciudadanos, consumidores, necesidades políticas sobre drogas“, dice.

El FuturiZe subraya la importancia de las llamadas “drogas seguras”, es decir, asumir que “la gente se droga” y buscar que lo hagan “de la forma más segura posible”, una estrategia de “reducción de los daños”.

“El origen de la reducción de daños es decir: a pesar de que no es bueno consumir drogas preferimos mantenerte vivo y así puedes tener todavía la oportunidad de dejar las drogas más tarde, en lugar de morir de sida”, apunta.

Consumo de heroína estable, pero incremento de las incautaciones

Ante la alarma frente a un temido repunte de la heroína en Europa, sostiene que “el consumo se queda más o menos estable”, aunque han aumentado las incautaciones.

Sobre la adicción al juego, especialmente online, se muestra más preocupado.

“El desafío es, primero, que hay muchos países donde hay mucha publicidad para los juegos online, eso es un tema. El otro es cómo se puede conseguir medir, tener una idea de la dimensión del problema, porque el sistema de recogida de datos no es aplicable” al que se tiene para otras adicciones, explica.

¿Sería necesaria regulación en este sentido? “La regulación forma parte de la respuesta, y con todos estos tipos de nuevas adicciones en general lo que sabemos es que hay una parte de respuesta que pasa por la regulación, pero que por definición llega siempre con cierto atraso”.

“Por eso no puede ser la única respuesta, pero forma parte”, concluye.

Editado por Miriam Burgués