La UE adopta medidas en respuesta a China por ley de seguridad para Hong Kong

Protesta de activistas prodemocracia por la independencia de Hong Kong. EFE/EPA/JEROME FAVRE/ARCHIVO

Bruselas (EuroEFE).- La Unión Europea (UE) adoptó este martes un paquete de medidas en respuesta a la ley de seguridad para Hong Kong aprobada por China, que considera una “cuestión de grave preocupación”, entre ellas límites a la exportación de tecnología a Hong Kong cuando se sospeche que se usa para la represión interna.

Las conclusiones acordadas por el Consejo de la UE (Estados miembros) afirman que tanto la ley como la actuación de China no respetan los compromisos internacionales de Pekín recogidos en la Declaración Sino-Británica de 1984 y en la Ley Básica de Hong Kong, textos que garantizan más libertades en este territorio que en la China continental.

La UE asegura que le preocupa en particular la “extensiva erosión de derechos y libertades que tenían que quedar protegidos al menos hasta 2047, la falta de salvaguardas y claridad de la ley y sus provisiones extraterritoriales” y pide a China que garantice los derechos y libertades recogidos en la Ley Básica.

Como “respuesta inicial” a la aplicación de la ley de seguridad, la UE ha adoptado un conjunto de medidas, que ya fueron debatidas en un consejo de ministros de Exteriores el 13 de julio, con el objetivo de “expresar apoyo político a la autonomía de Hong Kong bajo el principio ‘Un país, dos sistemas’ y solidaridad con el pueblo de Hong Kong”.

La UE “escrutará más y limitará” las exportaciones de equipamiento sensible y tecnologías cuyo uso final vaya a estar en Hong Kong, “en particular cuando haya fundamentos para sospechar de un uso indeseable ligado a la represión interna, la interceptación de comunicaciones internas o la cibervigilancia”.

Además, los Veintisiete analizarán las implicaciones de la ley de seguridad sobre su política de asilo, inmigración, visados y residencia” y no iniciará, “de momento”, nuevas negociaciones con Hong Kong.

Al mismo tiempo, la UE revisará sus implicaciones “en materia de extradición y otros acuerdos relevantes con Hong Kong”, debatirá sobre sus potenciales riesgos para los ciudadanos comunitarios y vigilará los efectos extraterritoriales de la misma.

Por otro lado, los Veintisiete estudiarán las posibilidades de incrementar las becas e intercambios académicos con estudiantes y universidades hongkoneses, apoyarán más a la sociedad civil de este territorio y seguirán con atención los juicios a activistas a favor de la democracia.

En este sentido, la UE afirmó que “seguirá de cerca” la situación política en Hong Kong y el proceso hasta las elecciones al Consejo Legislativo del próximo 6 de septiembre.

La nueva ley de seguridad establece penas de hasta cadena perpetua para supuestos de “secesión, subversión contra el poder estatal (cargo habitualmente usado contra disidentes y críticos del régimen comunista), actividades terroristas y confabulación con fuerzas extranjeras para poner en riesgo la seguridad nacional”.

Asimismo, cualquier persona condenada por alguno de los supuestos de la ley no podrá presentarse como candidata a las elecciones del Consejo Legislativo hongkonés.

Editado por Miriam Burgués