Las regiones de la UE no cosechan los beneficios del turismo

25f13_11596189.jpg

Bruselas (EuroEFE).- Las regiones de la Unión Europea (UE) no cosechan los beneficios del turismo. Bien al contrario, son los residentes de estas regiones los que pagan los gastos y las consecuencias del sobreturismo. Esta es una de las conclusiones de una reunión de expertos celebrada en Bruselas en el Comité Europeo de las Regiones, que ha analizado el “coste social” del sobreturismo en los habitantes de las regiones turísticas de la UE.

El incremento del precio de los alquileres en el centro de las ciudades, la diferenciación de destinos y el gasto de los turistas exclusivamente en la zona que visitan y no en las próximas son algunas de las carencias identificadas por los participantes en este seminario.

El Comité de las Regiones (CdR) acogió a diferentes expertos de los 28 países que forman la UE para analizar las tendencias, los retos y las soluciones que deben aplicarse al turismo, como son la masificación de los destinos o los precios disparados de la vivienda, resultado de la concentración excesiva de visitantes.

“Los residentes no cosechan los frutos de estos beneficios, son los que tienen que pagar los gastos y consecuencias del sobreturismo”, afirmó el jefe de comunicación de “The travel foundation”, Ben Lynam, un hecho que afecta a la población local que se ve obligada a “abandonar sus ciudades como consecuencia del turismo”, aseguró.

El incremento del precio de los alquileres en el centro de ciudades como Venecia, Barcelona o Ámsterdam, debido a plataformas en línea como “Booking” o “Airbnb” que “dan acceso fácil al centro y suponen el desplazamiento de los residentes”, según Lynam, o la sostenibilidad en destinos portuarios como Dubrovnik o las Azores también fueron cuestionados en este foro.

Además, se trataron medidas referentes al impacto económico para “fomentar la diferenciación de los destinos y que los visitantes gasten más dinero en otros lugares”, propuesta del viceconsejero de Turismo de la Junta de Andalucía, Manuel Alejandro Cardenete, para diversificar viajeros y gestionar de forma eficiente “los más de 30 millones de visitas” que suponen el 30 % del PIB en la región andaluza.

Además, el viceconsejero apostó por el uso de la tecnología y los datos como “valor financiero y tecnológico de las ciudades”, ya que aportan a la industria del turismo un mecanismo de medición de datos, movilidad y conectividad que proporciona el desglose del índice de turismo, las emisiones o el consumo de energía generado por los viajeros.

El presidente de la Red de Regiones Europeas para el Turismo Competitivo y Sostenible (NECStouR), Patrick Torrent, incidió en los desafíos que se le plantean a la UE, necesitada de un “cambio de mentalidad en las políticas europeas” como consecuencia del “brexit”, además de un reparto equitativo para “volver a conectar con los ciudadanos y acoger a los visitantes de manera cualitativa”.

Torrent apostó por destinos sostenibles con estrategias y recursos “como parte de un plan climatológico” que hagan participar a “locales, residentes y economía local” para equilibrar la carga entre empresas y lugares.

La sostenibilidad del turismo de masas o el impacto en el entorno turístico es uno de los índices que no presenta medición en las islas Canarias, “somos el número 1 en cuanto a pernoctaciones pero no sabemos cómo vamos en cuanto hablamos de sostenibilidad”, manifestó el viceconsejero de Turismo del Gobierno de Canarias, Sergio Moreno.

Finalmente, las conclusiones para afrontar los nuevos retos del turismo pasan por la “promoción de Europa como destino turístico conjunto”, según el director ejecutivo de la European Travel Comission, Eduardo Santander, y asumir al turismo asiático, considerado por Santander “como el turismo del futuro”.

Europa, el principal destino turístico mundial

Europa siempre ha sido el destino turístico más popular y su atractivo ha hecho que muchas ciudades y regiones europeas prosperen. El turismo se ha convertido en una de las industrias de más rápido crecimiento a nivel mundial, sobre todo por lo asequibles que son los viajes – viajes a bajo coste- y por las platormas on line, que posibiltan la contratación fácil. Ahora se viaja más y, por la misma razón, aumenta la presión sobre los lugares turísticos de destino.

Esto ha llevado a algunos de los destinos europeos más populares a tomar medidas para proteger sus paisajes, monumentos y población local. Combinando reflexiones políticas con soluciones prácticas, este debate unirá las dimensiones europeas y locales del turismo y destacará cómo las ciudades y regiones europeas innovan y adaptan sus estrategias turísticas para responder mejor a la nueva realidad.

Para saber más:

El Comité Europeo de las Regiones