La Eurocámara pide un embargo total de armas a Turquía tras su ofensiva en Siria

Kurdos

Miembros de la comunidad kurda en Francia protestan contra la invasión de Turquía a Rojava en París, el 19 de octubre de 2019. EFE/ EPA / CHRISTOPHE PETIT TESSON

Estrasburgo (Francia)/Estambul (EuroEFE).- El pleno del Parlamento Europeo (PE) reclamó este jueves que la Unión Europea acuerde un embargo total de armas a escala continental contra Turquía tras la intervención militar unilateral turca en el nordeste de Siria, que considera una “grave violación del derecho internacional”.

En una resolución, la Eurocámara lamenta que los ministros europeos de Exteriores no acordaran este embargo en su reunión del 14 de octubre, cinco días después del primer avance turco, pese a que algunos Estados miembros sí detuvieron la concesión de licencias de exportación de armas a Turquía.

La resolución insta “encarecidamente” a la alta representante de la UE para la Política Exterior, Federica Mogherini, a que, mientras continúe la operación militar turca y la presencia de Turquía en Siria, “presente una iniciativa destinada a imponer a Turquía un embargo de armas a escala de la Unión”.

Los eurodiputados piden que este embargo se extienda a productos y tecnologías de doble uso, esto es, los que tienen fines civiles y militares.

Además, a los países que ya han dejado de conceder nuevas licencias de exportación, les instan a garantizar que “esa suspensión se aplique también a las transferencias que ya han sido autorizadas y a las transferencias no realizadas”.

La Eurocámara pide también sanciones específicas y la prohibición de visado a los funcionarios responsables de violaciones de los derechos humanos durante la intervención.

En el debate sobre este asunto que celebró este miércoles el pleno del Parlamento, una amplia mayoría de grupos se mostró favorable al embargo total de armas y al incremento de la presión económica sobre el Gobierno turco para desincentivar su acción militar.

El Partido Popular Europeo, por ejemplo, pidió que las sanciones no afecten a la sociedad civil, como a los estudiantes turcos que participan en los programas europeos de movilidad, aunque sí sugirió la suspensión de la unión aduanera entre la UE y este país.

Varios grupos, como Renovar Europa o la Izquierda Unitaria Europea, coincidieron en que la resolución de hoy era una oportunidad para que el Parlamento “hable con una sola voz” en la condena de la acción turca en Siria.

La Eurocámara se unió los Gobiernos de la Unión Europea en condenar la intervención militar turca y reclamó al país presidido por Recep Tayyip Erdogan que “ponga fin de forma inmediata y definitiva a su operación militar”.

“Esta intervención militar no resolverá los problemas subyacentes del país en materia de seguridad”, advirtieron.

La resolución se refiere también a la amenaza de Erdogan de “abrir las puertas” y enviar millones de refugiados hacia Europa si la Unión Europea criticaba la ofensiva de Ankara y calificaba el ataque de “invasión”.

El Parlamento considera “inaceptable” que el presidente turco “utilice a los refugiados como arma y para chantajear a la Unión”, aunque valoró el compromiso europeo de seguir prestando ayuda humanitaria a los países vecinos de Siria, entre los que cuentan a Turquía.

El PE “pide a los Estados miembros que demuestren un compromiso mucho mayor en el reparto de responsabilidades de modo que los refugiados que huyen de las zonas en guerra de Siria puedan encontrar protección fuera de la vecindad inmediata gracias al reasentamiento”.

La resolución se aprobó horas antes de que los ministros de Defensa de la OTAN, organismo al que pertenece Turquía, aborden en un encuentro en Bruselas la situación tras el ataque turco a las milicias kurdas en Siria.

Erdogan critica la “doble moral” de la UE y exige apoyo para asentar a refugiados en el noroeste de Siria

Por su parte, el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, volvió a exigir  el apoyo de la Unión Europea (UE) para su proyecto de enviar a entre 1 y 2 millones de los 3,6 millones de refugiados sirios actualmente residentes en su país a la zona del noreste de Siria tomada este mes por tropas turcas.

Erdogan se quejó de la actitud del Parlamento Europeo, que votó una resolución para criticar la ofensiva turca y pidió un embargo de venta de armas a Turquía.

“En el Parlamento Europeo se propuso una zona de exclusión aérea en Siria. Nadie propuso eso cuando la sangre corría allí a raudales y ahora, de repente, se les ocurre algo así”, lamentó el jefe de Estado en un discurso en Ankara, difundido en directo por la cadena NTV.

A su juicio, “esto muestra la falta de sinceridad y la doble moral de la Unión Europea. No es bueno”.

“Están asustados por que digamos que abriremos las puertas (a los refugiados sirios residentes en Turquía). No os asustéis: cuando llegue el momento las abriremos. ¡Vamos! podéis acoger también a unos cuantos cientos de miles”, exhortó Erdogan dirigiéndose a los líderes europeos.

“Cada vez que llegan cien personas a Grecia nos llaman por teléfono. ¡Aquí hay cuatro millones! Estamos decididos. Si alguien cree que la actitud humanitaria de Turquía es debilidad, no dudaremos ni un momento en enseñarle el puño de hierro en nuestro guante de seda”, agregó.

Por su parte, el Ministerio de Exteriores turco emitió hoy un comunicado para “rechazar de plano” la resolución del Parlamento Europeo e insistir en la legitimidad de la intervención turca en Siria.

“Esta resolución de un Parlamento que continuamente acoge a terroristas no nos ha sorprendido para nada”, señaló la nota, publicada en la web ministerial.

La ofensiva de Erdogan contra los kurdos en Siria también ha abierto divisiones en la OTAN.

La OTAN, dividida por el ataque unilateral turco en Siria, pide una solución política

Bruselas (EuroEFE).- Los países de la OTAN mostraron este jueves división con Turquía por su ataque contra milicias kurdas en el norte de Siria, pero instaron a mirar “hacia adelante” y buscar una solución política ante esa crisis.

“Hay diferentes puntos …

Edición: Catalina Guerrero