Merkel critica a Erdogan por hacer política “a costa de los refugiados”

Merkel

Merkel, en una imagen de archivo. [EFE-EPA]

Berlín (EuroEFE).- La canciller alemana, Angela Merkel, criticó este lunes al presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, por hacer política exterior “a costa de los refugiados”, algo que calificó de “totalmente inaceptable”.

La canciller hizo estas declaraciones en la rueda de prensa que siguió a una conferencia nacional sobre integración de inmigrantes y tras haber mantenido una conversación telefónica con Erdogan a raíz de los acontecimientos del fin de semana.

Merkel mostró “comprensión” ante la “gran tarea” que tiene ante sí Turquía por la nueva oleada de refugiados y la escalada de la violencia en el norte de Siria, pero no consideró justificada la decisión de Erdogan de alentar la marcha de los migrantes hacia Europa para presionar a la Unión Europea (UE).

“Pero pese a toda la comprensión, encuentro totalmente inaceptable que se actúe a costa de los refugiados”, afirmó.

Turquía dice que 117.000 refugiados han entrado ya en la UE, pero la oposición lo niega

Edirne (frontera turco-griega) /(EuroEFE).- El Gobierno de Turquía ha elevado este lunes hasta los 117.677 el número de refugiados y migrantes que habrían cruzado a Grecia desde que el pasado viernes anunció que ya no podía retenerlos, una cifra que …

Agregó, no obstante, que hay disposición por parte de Europa para hablar con Ankara e incluso prestar más ayuda financiera. La UE ha comprometido 6.000 millones de euros en los últimos años para que Turquía acoja en su territorio a los refugiados procedentes de Siria.

Merkel señaló que Erdogan no se siente suficientemente apoyado por Europa en estos momentos en la cuestión de los refugiados, porque a los 3,5 millones que está acogiendo en la actualidad se puede sumar otro millón de personas que han abandonado sus hogares recientemente en el norte de Siria por el recrudecimiento de los combates.

La canciller se mostró cautelosa sobre el futuro del acuerdo que firmaron Turquía y la UE, un texto auspiciado por Berlín y por el que el bloque prestaba ayuda económica a Ankara para asistir en su territorio a los refugiados.

El ministro alemán de Exteriores, Heiko Maas, instó por su parte a no permitir que los refugiados se conviertan “en la pelota de intereses geopolíticos”.

Unos 13.000 migrantes, en su mayoría refugiados sirios, se encuentran en la frontera entre Turquía y Grecia con la intención de entrar en Europa, según estimaciones de Naciones Unidas.