La CE busca interoperabilidad entre las aplicaciones de rastreo

El CEO de Deutsche Telekom, Timotheus Hoettges, durante la presentación de una aplicación alemana de rastreo. [EFE/EPA/CLEMENS BILAN / POOL]

Bruselas (EuroEFE).- Los países de la Unión Europea pondrán en marcha en los próximos días una “solución de interoperabilidad” entre las distintas aplicaciones móviles de seguimiento del coronavirus que ya funcionan a nivel nacional de forma descentralizada, informó este martes la Comisión Europea (CE).

La voluntad de los Estados miembros, así como del Ejecutivo comunitario, pasa por mantener un intercambio fluido de información tras la reapertura de las fronteras en el espacio Schengen, que ya ha comenzado esta semana.

“Una vez implantada la solución técnica, estas aplicaciones nacionales funcionarán sin problemas cuando los usuarios viajen a otro país de la UE que también siga el enfoque descentralizado”, afirmó la CE en un comunicado.

Pese a que la gran mayoría de Estados han apostado por aplicaciones que almacenen los datos de manera descentralizada, algunos países, como Francia, han optado por otro modelo en el que la información de los ciudadanos se gestiona en servidores externos y no en los propios dispositivos móviles.

La CE espera que a lo largo de las próximas semanas “se extienda la interoperabilidad también a las aplicaciones con un almacenamiento de los datos centralizado”.

Según el paquete de herramientas presentado por Bruselas en abril, las aplicaciones que se desarrollen en territorio comunitario tienen que basarse en la tecnología Bluetooth para asegurar el anonimato de los usuarios y respetar las leyes de protección de datos.

La aplicación francesa Stop-Covid. EFE/EPA/IAN LANGSDON

Con esta metodología, las aplicaciones podrán alertar a personas que hayan estado cerca de un paciente infectado, para así realizarse un test o aplicarse autoconfinamiento, sin revelar la identidad de esta persona infectada.

Para fomentar un uso más “ágil” del sistema, la Comisión facilitará un “servicio de acceso” (“gateway service”, en inglés) a los países para recibir y transmitir eficazmente la información pertinente” de las aplicaciones y servidores nacionales de rastreo de contactos.

“Esto reducirá al mínimo la cantidad de información intercambiada y, por lo tanto, disminuirá el consumo de datos de los usuarios”, concluye la CE.

Alemania presenta su aplicación

Las autoridades alemanas presentaron este martes una aplicación móvil que permitirá a los usuarios rastrear los contactos con casos confirmados de coronavirus y obtener recomendaciones en base al riesgo, de forma completamente anónima y de uso voluntario.

La aplicación notifica a los usuarios si durante 15 minutos o más han estado a menos de tres metros de alguien que más tarde, en los 14 días posteriores al contacto, dé positivo en un test de COVID-19; para ello utiliza Bluetooth en lugar de tecnologías de geolocalización.

En base a estos factores, calcula a través de un algoritmo el riesgo de infección del usuario y aconseja qué medidas de protección emprender. Por ejemplo, aislarse en casa y solicitar un test de COVID-19.

La aplicación suiza Swiss Covid. EFE/EPA/LAURENT GILLIERON

Sin embargo, según tranquiliza la app al usuario que la descarga, su puntuación en la escala de riesgo no es visible para nadie más y no quedan guardados ni el lugar ni la hora donde se produjeron los encuentros en cuestión.

Según han asegurado por activa y por pasiva las autoridades alemanas, la identidad del usuario permanece secreta en todo momento: No guarda ni ubicaciones, ni datos personales de ningún tipo y todas las informaciones se almacenan en el móvil y no de modo centralizado.

Además, no solo la descarga es voluntaria: para que un usuario quede registrado como positivo por COVID-19, es necesario que informe de ello motu proprio, escaneando un código QR que figura en el resultado del test o con un código TAN que se le facilita para ello.

“No es una panacea, no es una carta blanca, pero es un instrumento importante para el control de la pandemia”, aseguró el ministro de Sanidad, Jens Spahn, advirtiendo que la aplicación no sustituye una conducta “razonable y responsable”, como el mantenimiento de la distancia de seguridad o el uso de mascarilla.

Ventajas de la aplicación

De acuerdo con Spahn, una ventaja cualitativa “determinante” de la App con respecto al rastreo analógico que realizan los Departamentos de Sanidad de distrito en base a entrevistas con contagiados es que permite alertar del riesgo de infección a los contactos anónimos.

“Con el levantamiento de las restricciones va a haber más y más contactos, ya sea en una manifestación, en el tren, en el autobús”, apuntó Spahn, explicando que con los procedimientos tradicionales nunca sería posible identificar y advertir al vecino de asiento en el transporte público.

Aparte del progresivo aumento de la movilidad urbana, el ministro también destacó la importancia de usar la app en el contexto de la reactivación del turismo en las vacaciones de verano.

Aunque lamentó que por el momento la aplicación no está “coordinada a nivel europeo”, Spahn señaló que “hay países a los que van muchos alemanes de vacaciones”, recordando que también sería de utilidad tras la vuelta a casa para prevenir la expansión de contagios en el exterior.