Calviño defiende maximizar el valor de la participación pública en la fusión Caixabank-Bankia

Calviño

Calviño, durante un momento de su visita a Bruselas, el 7 de septiembre de 2020. [EFE-EPA]

Bruselas (EuroEFE).- La vicepresidenta tercera para Asuntos Económicos, Nadia Calviño, aseguró este lunes que el objetivo del Gobierno es “maximizar” el valor de la participación pública en la entidad resultante tras la fusión de Caixabank y Bankia.

“Nuestro objetivo en este proceso va a ser siempre el de maximizar el valor de la participación pública en la entidad resultante si finalmente se llega a un acuerdo para la fusión de las dos entidades”, declaró la política española en Bruselas, tras reunirse hoy con varios comisarios europeos, incluido el vicepresidente económico de la Comisión, Valdis Dombrovskis.

Además de “maximizar” el valor de la participación del Estado en el futuro banco, Calviño añadió que en el proceso de unión de Bankia y Caixabank el Ejecutivo también se preocupará por “apoyar la estabilidad financiera, reforzar la estabilidad financiera en nuestro país y con ello también la estabilidad financiera en el conjunto de Europa”.

Cuestiones todavía por debatir

“Estos son los principios que van a guiar la acción del Gobierno, que son los que nos han guiado los últimos dos años y los que nos van a seguir guiando en los próximos días y en las próximas semanas, cuando llegue el momento de que tomemos las decisiones oportunas”, indicó.

Preguntada por si cree que con la fusión resultará mas fácil o difícil para el Estado recuperar los 24.000 millones de euros públicos que permitieron sanear Bankia, la ministra prefirió no especular, “puesto que se están produciendo las negociaciones entre las dos entidades y son algunas cuestiones que están todavía siendo discutidas”.

“Una de ellas es precisamente la participación del Estado en la nueva entidad y, por tanto, no quiero hacer ninguna valoración”, recalcó, con lo que se limitó a afirmar que el Gobierno busca “maximizar” el valor de la participación pública.

Desde Unidas Podemos, socios del PSOE en el Ejecutivo, han denunciado que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, no informó a los ministros de la formación morada antes de que se anunciase la posible fusión.

Bruselas sigue de cerca el proceso de fusión 

Interrogada por si hay falta de confianza con los ministros de Unidas Podemos, Calviño recordó que cuando se está produciendo una fusión “uno de los elementos absolutamente fundamentales es la confidencialidad”.

“Por tanto, hay una enorme restricción con respecto a la información que se comparte antes de que, como ha sucedido en estos últimos días, se hace público que se ha abierto un proceso de conversaciones o de negociaciones entre las dos entidades interesadas”, argumentó.

La vicepresidenta tercera reconoció que durante sus reuniones de este lunes con los comisarios les ha informado sobre el proceso de fusión.

“Es un proceso que se está siguiendo muy de cerca por parte de todas las instituciones nacionales y comunitarias, puesto que supone un primer paso en un proceso de consolidación del sector financiero que tanto el Banco Central Europeo como la Comisión Europea han venido defendiendo, instando, pidiendo, desde hace tiempo”, apuntó.

Sobre la renuncia a convertir Bankia en un banco público, Calviño afirmó que España ya cuenta con una entidad de esas características.

“Tenemos el Instituto de Crédito Oficial, que precisamente se ha revelado como absolutamente fundamental para proporcionar las respuestas necesarias con agilidad, con eficiencia, a esta pandemia”, comentó.