La CE propone que los países puedan ampliar las ayudas a pequeñas empresas

pyme

Un pequeño comercio de Santa Cruz de Tenerife, en una imagen de archivo. [EFE-EPA]

Bruselas (EuroEFE).- La Comisión Europea (CE) propuso este viernes flexibilizar las normas de ayudas de Estado adoptadas por la pandemia para permitir el apoyo público a pequeñas empresas que estuvieran en dificultades incluso antes de la llegada del COVID-19 con el fin de apoyar a las empresas emergentes (“start-ups”).

El Ejecutivo comunitario informó en un comunicado de que consultará esta propuesta con los países de la Unión Europea (UE), así como la posibilidad de modificar las reglas que permiten las recapitalizaciones públicas por la pandemia para incentivar la participación de inversores privados.

Tras consultar con los Estados, la CE decidirá si actualiza el Marco Temporal de Ayudas de Estado puesto en marcha en marzo a raíz de la pandemia para que los países puedan conceder apoyo público que, en condiciones normales, no habría sido permitido por la legislación europea.

En concreto, Bruselas plantea que los Estados puedan conceder ayudas públicas a las empresas pequeñas de menos de 50 o incluso de menos de 10 trabajadores aún cuando estas se encontrasen en dificultades antes del 31 de diciembre de 2019, es decir, antes de que la pandemia golpeara a la UE.

“Esta enmienda aumentará las posibilidades de apoyar a las empresas emergentes, especialmente a aquellas innovadores que podrían estar teniendo pérdidas en su fase de crecimiento y que son cruciales para la recuperación de la UE”, dijo la Comisión en un comunicado.

España empezará a recibir turistas alemanes este lunes

Palma de Mallorca (España) (EuroEFE).- Hasta 10.900 turistas alemanes como máximo llegarán la segunda quincena de junio a las Islas Baleares (Mediterráneo) en 47 vuelos procedentes de cinco aeropuertos de su país para repartirse por todo el archipiélago español, al …

Como regla general, el marco temporal no permite dar subsidios a aquellas empresas que ya estuviesen en problemas antes del final de 2019 puesto que en ese caso no pueden atribuirse al coronavirus, pero la Comisión argumenta que las ayudas temporales a las pequeñas empresas tienen menos potencial de minar una competencia justa que el apoyo a grandes compañías.

Con todo, no podrían beneficiarse aquellas compañías que ya estén en un procedimiento de insolvencia, han recibido un rescate y no lo han devuelto o están inmersas en un proceso de reestructuración.

Por otra parte, la Comisión plantea modificar las normas que se aplican a las recapitalizaciones públicas en los casos en que inversores privados también participen en las ampliaciones de capital junto al Estado.

Los cambios propuestos permitirían que las empresas que ya cuentan con el Estado en su accionariado puedan ampliar capital de forma similar a las empresas totalmente privadas, mientras que se mantienen las salvaguardas para preservar la competencia en el mercado único.

Los cambios propuestos “alentarán las inyecciones de capital con una importante participación privada también en empresas privadas, limitando la necesidad de que intervenga el Estado y el riesgo de que se distorsione la Competencia”, dijo el Ejecutivo comunitario en un comunicado.