La Eurocámara preguntará a los gobiernos de España y Murcia por la protección del mar Menor

Murcia

Peces muertos posiblemente por los efectos de la gota fría de septiembre de 2019 en la playa del Mar Menor, en la zona de Villananitos y La Puntica, en San Pedro del Pinatar (Murcia) [EFE-EPA]

Bruselas (EuroEFE).- La Comisión de Peticiones del Parlamento Europeo enviará sendas cartas al Gobierno español, al de la región de Murcia y a la Comisión Europea para conocer las medidas que están poniendo en marcha para impulsar la protección del mar Menor, la laguna salada más grande de España.

Tras escuchar a diputados, representantes de la Comisión Europea y a los ciudadanos que habían llevado el caso a la Eurocámara, la presidenta de la Comisión de Peticiones, la española Dolors Montserrat (PP), anunció que este órgano mantendrá abierto el examen de esta petición.

Además, pedirá información por carta sobre las medidas “legales, jurídicas y presupuestarias” destinadas a la protección del mar Menor al Ministerio español de Transición Ecológica y a la dirección general del mar Menor de la consejería de Medio Ambiente del gobierno de la región de Murcia.

También enviará una misiva a la Comisión Europea para pedirle más información sobre los planes de inversión para la protección de este ecosistema y remitirá el caso a la Comisión de Medio Ambiente de la Eurocámara.

En representación del Pacto por el mar Menor, el abogado Eduardo Salazar advirtió de un “ecocidio” que afecta al turismo, a la salud y bienestar de miles de ciudadanos y a la actividad socioeconómica de la zona.

“Tanto las autoridades españolas como la propia Comisión Europea han minimizado el problema manteniendo una posición de aparente normalidad y autosatisfacción, declarando que las medidas legislativas y administrativas han sido suficientes para afrontar el problema ecológico de la mayor laguna litoral española”, afeó Salazar.

El letrado señaló que la política ambiental de la UE “debería haber servido para evitar el desastre y no ha sido así”, y denunció que “la cuenca del mar Menor es una zona cero donde las normas ambientales europeas no se aplican”.

En el mismo sentido se pronunció el coordinador de IU en la Región de Murcia, José Luis Álvarez, quien consideró el abandono de la región “tan letal como la propia contaminación” y denunció que la región lleva 27 años sin aprobar el instrumento de gestión medioambiental exigido por las directivas europeas.

“Tan solo ahora, acuciados por la situación crítica del mar Menor, se ha acelerado la aprobación del Plan de Gestión Integral de los Espacios Abiertos e islas del mar Menor, en trámite desde 2013”, añadió.

Tras los peticionarios, un representante de la Comisión Europea afirmó que la institución “comparte la preocupación existente por las distintas presiones que el mar Menor está sufriendo” y confió en que España siga las recomendaciones específicas que se le han trasladado desde Bruselas.

Eurodiputados como José Ramón Bauzá (Cs) o Juan Ignacio Zoido (PP) afearon al Gobierno su falta de preocupación por la degradación de este ecosistema y le pidieron, en palabras de Bauzá, “no castigar a los murcianos sin ayudas por el temporal Gloria simplemente porque no les gusta lo que votan”.

Por su parte, diputados socialistas como Clara Aguilera o Marcos Ros lamentaron el uso “intensivo y sin control” del territorio en la región e instaron a la Comisión de Medio Ambiente a ir a conocer la situación en persona, porque, según Ros, “las cosas cambian mucho cuando se huele y se ve el color que ha adquirido” esta laguna.

Junto a Ros acudió a Bruselas el secretario general del PSOE murciano, Diego Conesa, que antes de la reunión explicó a Efe que la UE debe “velar por el cumplimiento de las directivas y normativa medioambiental por parte del Gobierno regional”.