Madrid y País Vasco, áreas más competitivas España; Ceuta y Melilla a la cola

Madrid

Vista aérea de la ciudad de Madrid, en el día en que miles de personas han participado en el mosaico del "Día de la corazonada", el multitudinario acto en la Plaza de Cibeles en apoyo a la candidatura de la capital a los Juegos Olímpicos de 2016. EFE/EMILIO NARANJO

Bruselas (EuroEFE).- La Comunidad de Madrid y el País Vasco registran los niveles de competitividad económica más elevados de España, mientras que las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla se sitúan a la cola de este indicador, según un informe de la Comisión Europea hecho público este lunes.

El índice, que se publica una vez cada tres años, compara la competitividad entre las regiones europeas (las comunidades y ciudades autónomas, en el caso español) a través de indicadores como el nivel de innovación, el transporte, la infraestructura, la sanidad o la educación.

Madrid, la número 98 de un total de 268 en el conjunto de la Unión Europea

En esta clasificación, la Comunidad de Madrid es la primera región española y se sitúa como la número 98 de un total de 268 en el conjunto de la Unión Europea, gracias a su elevada puntuación en ámbitos como la infraestructura, la sanidad o la innovación en comparación con otras zonas con un nivel similar de desarrollo económico.

Por contra, se queda atrás en áreas como la estabilidad macroeconómica o la eficiencia de su mercado laboral.

El País Vasco, en el puesto 125, le siguen Cataluña (161), Navarra (165) y Cantabria (174)

El País Vasco, que ocupa el puesto 125 de 268, obtiene sus puntuaciones más bajas en los mismos ámbitos que la Comunidad de Madrid, y destaca en el ámbito de la sanidad en comparación con otras regiones similares.

Tras ellas se sitúan Cataluña (161/268), Navarra (165/268) y Cantabria (174/268), que junto a la Comunidad de Madrid y el País Vasco son las únicas cinco comunidades autónomas cuya puntuación supera la media española.

En el extremo opuesto de la clasificación se sitúan las dos ciudades autónomas de Melilla (puesto 261 de 268) y Ceuta (245 de 268), que lograron puntuaciones pobres en áreas como la infraestructura, la innovación o la sofisticación de los negocios.

Cerca de la parte baja se encuentran también Extremadura (241/268) y las Islas Canarias (229/268).

Pese a situarse a la cola del conjunto español, Ceuta y Melilla han sido las dos únicas regiones del país que han mejorado su puntuación respecto a la primera edición de este índice, que data de 2010.

Por contra, cayó la puntuación de Castilla-La Mancha, Extremadura, Cataluña, la Comunidad Valenciana, Andalucía y Murcia, mientras que las restantes se mantuvieron estables.

España es el país de la UE con la mayor tasa de abandono escolar

Según el cuadro de indicadores sociales regionales del Comité Europeo de las Regiones (CdR), España es el país de la UE con la mayor tasa de abandono escolar, una media del 21,5 % con importantes diferencias entre las comunidades autónomas, y cuenta con cuatro de las ocho regiones con mayor paro del continente.

Por contra, en España están varias de las regiones europeas con mayor esperanza de vida al nacer, entre ellas la primera de toda la UE, la Comunidad de Madrid, con 85,1 años; y la cuarta, Castilla y León, con 84,2 años.

En el conjunto europeo, el informe señala una tendencia a que la capital de cada país y las regiones con grandes ciudades logren las puntuaciones más elevadas “gracias a su mejor conectividad y altos niveles de capital humano”.

A la cabeza del conjunto de la Unión se sitúan las regiones de Estocolmo, Londres y su área metropolitana y la región holandesa de Utrecht.

En la rueda de prensa del inicio de la Semana Europea de las Regiones, el presidente del CdR, Karl-Heinz Lambertz, subrayó que “sin cohesión no hay Unión” y advirtió contra los potenciales próximos recortes a la política de cohesión, que se destina a paliar las diferencias socioeconómicas entre las regiones europeas.

Eurobarómetro sobre conocimiento y percepción ciudadana de la política regional

La encuesta Eurobarómetro Flash sobre conocimiento y percepción ciudadana de la política regional, publicada este lunes, muestra que la gran mayoría de los europeos (81 %) cree que los proyectos financiados por la UE tienen un efecto positivo en su vida, si bien solo el 40 % conoce dichos proyectos.

 La Comisión ha subrayado la necesidad de una mayor comunicación por parte de las autoridades y los beneficiarios de los programas sobre los proyectos financiados por la UE y ha establecido nuevos requisitos en su propuesta para la próxima política de cohesión. Así, se incluyen un plan de comunicación para todos los programas, actividades en las redes sociales y la organización de actos en torno a proyectos importantes.

Según el Eurobarómetro, la mayoría de los encuestados afirmaron que la UE debería invertir más en educación, sanidad o infraestructuras sociales (91 %) y medio ambiente (90 %) y centrarse en las regiones con altos niveles de desempleo (69 %), las zonas urbanas desfavorecidas (54 %) y las zonas remotas y de montaña (52 %).

Editado por Catalina Guerrero

Para saber más: 

►El índice de competitividad regional de 2019 y el Eurobarómetro sobre política regional.

► El próximo presupuesto de la UE para el período 2021-2027 y la futura política de cohesión