En Navidad solo quedará en Lesbos la mitad de los refugiados, según ministro griego

Un hombre lava su ropa en una playa donde acampan temporalmente los refugiados del destruido campo de Moria (Grecia). EFE/EPA/DIMITRIS TOSIDIS

Atenas/Berlín (EuroEFE).- El ministro de Protección Civil griego, Mijalis Jrisojoidis, afirmó este martes que espera que para Navidad habrán abandonado la isla de Lesbos la mitad de los 12.000 refugiados que hay en estos momentos y que el resto lo habrá hecho antes de la Semana Santa de 2021.

Al mismo tiempo, recalcó que solo los refugiados que entren en el nuevo campo que se ha erigido para sustituir el incendiado centro de Moria podrán contar con que se les tramite su solicitud de asilo.

“Nadie se va a quedar fuera del campo. No se plantea bajo ningún concepto que un refugiado pueda abandonar la isla si no pasa antes por la nueva estructura en Kará Tepé y sigue los procedimientos de legalización”, dijo el ministro en declaraciones a la emisora privada Skai.

Hasta el momento solo han ingresado en el nuevo centro algo más de 800 personas y la mayoría de los 12.000 migrantes que se quedaron sin techo prefieren dormir en la calle a entrar en un nuevo campo, que califican de prisión y de segundo Moria, para todos sinónimo de infierno.

Los refugiados de Lesbos desconfían del Gobierno griego y no quieren un campo nuevo

Atenas (EuroEFE).- Han pasado cinco días desde que un incendio acabara en Grecia con el mayor campo de refugiados de Europa, más conocido como el infierno de Moria, y los más de 12.000 migrantes que se han quedado sin techo …

Jrisojoidis recordó que en los últimos meses el número de migrantes y refugiados en Lesbos ha disminuido de 23.000 a 12.000 y prometió que en los próximos días podrán abandonar la isla otras 2.000 personas.

El acuerdo migratorio entre la Unión Europea (UE) y Turquía establece que solo pueden ser trasladadas a la parte continental de Grecia personas pertenecientes a grupos vulnerables o aquellas a las que se les ha aceptado su solicitud de asilo; las que no obtienen protección internacional, deben ser devueltas a Turquía.

En los últimos meses Grecia ha acelerado tanto los traslados de vulnerables como los procedimientos de asilo. Devoluciones ha habido pocas, pues a comienzos de marzo Turquía suspendió de facto el acuerdo.

El ministro aseguró que, en vista de que las fronteras marítimas y terrestres están ahora selladas, “no hay mas flujos migratorios” y por ello el número de los que sigan en la isla irá disminuyendo paulatinamente hasta no quedar nadie en Semana Santa.

Jrisojoidis informó de que se están repartiendo folletos entre la población de refugiados que acampan en la calle en los que se les explica que su salida de Lesbos para por ingresar en el  nuevo campo.

Alemania, dispuesta a recibir a otros 1.500 refugiados de Moria

Mientras, el Gobierno alemán va a proponer acoger a otros 1.500 refugiados procedentes de Moria, en su mayoría familias con hijos, tras un acuerdo interno alcanzado entre la canciller, Angela Merkel, y el ministro del Interior, Horst Seehofer, del que informaron medios alemanes.

El acuerdo se conoce después de que el lunes las autoridades alemanas hicieran saber su disposición a acoger a “una parte sustancial” de ese campamento, no solo los menores que se han quedado sin techo tras el incendio.

“Der Spiegel” asegura que, según ese acuerdo todavía no confirmado oficialmente, las personas que serán acogidas en Alemania se encuentran en la isla de Lesbos y allí ya se les ha reconocido la necesidad de ser protegidos por parte de las autoridades griegas.

La semana pasada el propio Seehofer anunció que Alemania y Francia acordaron recibir al grueso de un grupo de 400 menores de Moria; en el caso de Alemania, se estima que serían entre 100 o 150 niños no acompañados.

Ese acuerdo consiste en que el resto será reubicado en otros ocho países europeos -Finlandia, Luxemburgo, Holanda, Eslovenia, Croacia, Portugal y Bélgica, más la extracomunitaria Suiza- que asimismo se han comprometido a hacerlo.

Los Verdes alemanes y La Izquierda, partidos de la oposición, y el gubernamental Partido Socialdemócrata (SPD), socio de coalición del bloque conservador de Merkel, habían criticado que Alemania solo acogiera a esa cifra de menores mencionada por Seehofer la semana pasada.

La presidenta del SPD, Saskia Esken, instó el lunes al Ejecutivo a ir más allá de lo hasta ahora comprometido ante la dimensión de la “catástrofe humanitaria” de Moria.

Son varios los “Länder” -estados federados- que se han mostrado dispuestos a acoger a más refugiados de Moria, mientras se suceden asimismo los ofrecimientos de ayuntamientos para hacerse cargo de esas personas.

El ministro del Interior ha representado en el pasado la línea dura en relación con la acogida de refugiados y las presiones en los últimos días se han centrado sobre él.

Editado por Miriam Burgués