Macron insta en Polonia a fortalecer la UE tras el “brexit”

Macron

El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki (d) y el presidente francés, Emmanuel Macron, ofrecen una rueda de prensa en Varsovia, el 3 de febrero de 2020. [EFE-EPA]

Varsovia (EuroEFE).- El presidente francés, Emmanuel Macron, apostó este lunes en Varsovia por “fortalecer la Unión Europea” en respuesta al “brexit” y como “la mejor estrategia” para “lidiar con un escenario global incierto”.

“El ‘brexit’ abre una nueva era en la que debemos unirnos, fortalecer nuestra alianza para poder operar en un mundo incierto. Sabemos cuál es la situación europea y debemos responder juntos a los desafíos que se presenten”, dijo el presidente de Francia en una rueda de prensa conjunta con su homólogo polaco, Andrzej Duda.

Por su parte, Duda subrayó que “la UE tendrá que asumir una nueva estructura tras la salida de Gran Bretaña, lo que significa la necesidad de nuevos acuerdos y compromisos para rediseñar las posiciones de los diferentes Estados dentro de la Unión”.

Macron, quien visita por primera vez Polonia desde que asumió la presidencia de Francia en 2017, también insistió en la importancia de reforzar las relaciones con Polonia, y destacó el programa de cooperación estratégica que los ministros de Exteriores polaco y francés, Jacek Czaputowicz y Jacques-Yves Le-Drian, firmaron hoy en Varsovia.

“Este documento es importante ya que el anterior se firmó hace doce años y era necesario renovar nuestras relaciones para abordar cuestiones en materia de seguridad cibernética, política climática, seguridad energética y economía”, precisó Macron, quien recordó que Francia es el cuarto inversor extranjero en Polonia.

Enfriamiento de las relaciones polaco-francesas en los últimos años

Las relaciones entre ambos países viven un enfriamiento en los últimos años, especialmente tras la victoria en 2015 del partido nacionalista polaco Ley y Justicia, lo que supuso el inicio de una serie de reformas, entre ellas la del sistema judicial, que han sentado muy mal en Bruselas y que han sido criticadas por París.

En este clima, Macron intentó acercar posiciones y reconoció hoy que su postura “se ha entendido mal en ocasiones”, y puso como ejemplo las declaraciones en las que afirmó que la OTAN es “un cadáver andante”, unas palabras que no gustaron en Varsovia, donde la OTAN se considera pieza esencial en su política defensiva ante Rusia.

“La OTAN es y seguirá siendo un elemento esencial de nuestra seguridad”, dijo Macron, quien reconoció que Francia “no es ni pro-rusa ni anti-rusa, sino pro-europea”.

No obstante Macron no eludió una referencia a la controvertida reforma judicial polaca: “He expresado al presidente polaco mi preocupación por esta reforma. Me gustaría que el diálogo entre Varsovia y la Comisión Europea se intensifique en las próximas semanas”.

Encuentros con políticos, intelectuales y profesores polacos

En la tarde, Macron se reunió con el primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, y con los presidentes del Parlamento y del Senado, Elzbieta Witek y Tomasz Grodzki.

El mandatario galo también aprovechó su estancia en Varsovia para mantener un encuentro con intelectuales y artistas polacos, entre ellos los directores de cine Agnieszka Holland y Pawel Pawlikowski.

Según el Gobierno polaco, la visita de Macron supone una oportunidad de “iniciar una nueva etapa de diálogo entre Polonia y Francia después de años de cierto estancamiento en las relaciones bilaterales”.

Mañana, martes, segundo y último día de la visita del presidente francés a Polonia, Macron viajará a Cracovia, donde visitará el Castillo Real de Wawel (donde está enterrado el presidente polaco, Lech Kaczynski, fallecido en el accidente aéreo de la ciudad rusa de Smolensk en 2010), y dará una conferencia en la Universidad Jagiellonia sobre las relaciones polaco-francesas y el futuro de la Unión Europea.