Sassoli pide sanciones a Bielorrusia mientras continúan las protestas contra Lukashenko

Participantes en una manifestación en apoyo a los detenidos y heridos en las manifestaciones en Bielorrusia. [EFE/EPA/TATYANA ZENKOVICH]

Bruselas/Moscú (EuroEFE).- El presidente del Parlamento Europeo (PE), David Sassoli, reclamó este jueves que la violencia empleada por las autoridades contra los manifestantes en Bielorrusia tenga “consecuencias según las leyes internacionales”, como con la imposición de sanciones que se está planteando la Unión Europea.

“El uso de fuerza brutal por parte de las fuerzas de seguridad contra su propio pueblo, resultando en heridos y fallecidos, debería tener consecuencias de acuerdo a la legislación internacional, como con el uso de sanciones dirigidas”, dijo Sassoli en un comunicado.

El político italiano mostró su “profunda preocupación” por la “violencia empleada por las autoridades” desde la madrugada del pasado lunes, cuando estalló una ola de protestas tras la publicación de los resultados electorales que dieron la victoria al actual presidente bielorruso, Alexandr Lukashenko.

Los resultados de las elecciones han sido impugnados por los cuatro candidatos que compitieron con Lukashenko y la abanderada de la oposición unificada, Svetlana Tijanóskaya, dejó el país y se refugió en Lituania el martes.

“Los bielorrusos tienen derecho a protestar y a expresar su enfado ante los resultados contestados de las elecciones y el proceso electoral no transparente, que no cumplió con los estándares internacionales mínimos”, advirtió Sassoli.

El presidente de la Eurocámara instó a Lukashenko a cesar la violencia y la represión, así como a liberar inmediatamente a todos los detenidos en las últimas jornadas.

Los ministros de Exteriores de los países de la Unión Europea abordarán mañana la situación en Bielorrusia, entre otros asuntos urgentes en la escena internacional, en una reunión extraordinaria.

Las protestas continúan en Bielorrusia

Las protestas postelectorales continúan en Bielorrusia, pero pierden fuerza tras el exilio de la candidata de la oposición unificada, Svetlana Tijanóvskaya, y la dura represión de las manifestaciones por parte de las fuerzas de seguridad.

Según fuentes oficiales, más de 6.000 personas han sido detenidas en las últimas 72 horas, a lo que hay que sumar cerca de 250 heridos que se encuentran ingresados en distintos centros médicos del país.

“El grueso de la masa de manifestantes es gente con pasado criminal y sin empleo”, aseguró Lukashenko durante una reunión del Gobierno.

Solo durante las protestas del martes, que tuvieron lugar en veinticinco localidades bielorrusas, fueron detenidas más de un millar de personas, confirmó hoy el Ministerio del Interior.

El primer día de las protestas fueron detenidos cerca de 3.000 ciudadanos y, el segundo, unos 2.000.

Impugnación de los resultados electorales

Este miércoles, otra candidata a la Presidencia de Bielorrusia -Anna Konopatskaya- anunció que ha impugnado los resultados de los comicios que dieron la victoria a Alexandr Lukashenko, en el poder desde 1994.

De esta manera, para este miércoles, todos los aspirantes a la presidencia, salvo Lukashenko, han presentado quejas contra el resultado de las elecciones.

La abanderada de la oposición Tijanóvskaya lo hizo el pasado lunes, tras lo cual se conoció su exilio en Lituania.

De acuerdo con el entorno de Tijanóvskaya, la candidata fue obligada a abandonar el país después de reunirse con altos cargos de las fuerzas de seguridad bielorrusas en la sede de la Comisión Electoral Central durante varias horas.

Mujeres de blanco participan en una manifestación en apoyo a los detenidos y heridos en Bielorrusia. EFE/EPA/TATYANA ZENKOVICH

Por su parte, la Asociación de Periodistas de Bielorrusia denunció en un comunicado los “ataques” de las fuerzas de seguridad contra informadores durante la tercera jornada de protestas postelectorales en el país.

Según la nota, el 11 de agosto los policías emplearon la fuerza contra representantes de los medios de comunicación de una forma “intencionada”, que incluía la destrucción de sus equipos y la incautación del material grabado.

La Asociación afirmó que más de una veintena de profesionales se encuentran ahora retenidos en distintas ciudades sin que se sepa el motivo de su detención.

Movilización femenina

Las protestas en Bielorrusia han movilizado a las mujeres del país, que han visto en ellas una posibilidad de hacer escuchar su voz, silenciada durante los años de gestión de Lukashenko.

Este miércoles, centenares de mujeres formaron cadenas humanas en distintos barrios de Minsk para expresar su solidaridad con los manifestantes detenidos durante las tres jornadas de protesta tras las elecciones.

Según María Kolésnikova, una de las aliadas de Tijanóvskaya, el electorado femenino está muy “indignado” con las palabras de Lukashenko de que una mujer no puede llegar a ser presidenta.

“El 55 % de los votantes en Bielorrusia son mujeres y no saben lo mal que les sentó eso”, afirmó Kolésnikova en una reciente entrevista.

Otra muestra de solidaridad con los manifestantes bielorrusos vino hoy del aclamado músico ruso Vladímir Spivakov, quien rechazó la Orden de Francisk Skorina que le fue concedida en 2014 por Lukashenko, en señal de protesta contra la represión de las manifestaciones opositoras en el país vecino.

“Hoy mi corazón late al unísono con el pueblo de Bielorrusia, que exige legítimamente el respeto de sus libertades y derechos fundamentales, incluido el derecho a manifestarse pacíficamente”, escribió en una misiva el director de Los Virtuosos de Moscú.

Putin dice que no tiene previsto reunirse con Lukashenko

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, no tiene previsto reunirse con su homólogo bielorruso, Alexandr Lukashenko, informó este jueves la oficina de prensa del Kremlin.

“No hay tal reunión en la agenda”, dijo un portavoz de la Presidencia rusa a la agencia oficia RIA Nóvosti ante informaciones difundidas en redes sociales de que Lukashenko habría viajado con urgencia a Moscú para reunirse con Putin.