La UE pide en México dar un impulso a las negociaciones para un acuerdo comercial

21349_mogherini.jpg

México (EuroEFE).- La UE quiere dara un impulso a las negociaciones con México para firmar un acuerdo comercial, que llevan más de un año estancadas en único obstáculo final: la contratación pública. La alta representante para Asuntos Exteriores de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, ha visitado México para dar ese empujón, antes de su próxima parada en Latinoamérica: Colombia.

“El propósito de mi visita estos días es tratar de empujar para que finalicen estas negociaciones”, expresó este miércoles la jefa de la diplomacia europea en una conferencia en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Mogherini admitió que “las negociaciones están completadas excepto un asunto”, el de la contratación pública para que las empresas puedan participar en licitaciones de ambos lados, lo cual lleva paralizado “un año y pocos meses”.

“Ya estamos cerca, pero se puede estar cerca mucho tiempo sin avanzar. Así que mi mensaje es que tratemos de empujar este tema que queda pendiente”, dijo Mogherini.

“Soy positiva de que podemos firmarlo en los próximos meses. Es mi esperanza y mi ambición”, expresó Mogherini.

La contratación pública

En cifras de 2015, la Administración federal mexicana licitó contratos por valor de 30.000 millones de euros. con el acuerdo comercial en vigor, las empresas de la UE y de México reciben un trato similar cuando licitan contratos públicos de suministro de bienes y servicios en México o en la UE. Sin embargo, este acuerdo no se aplica a las licitaciones convocadas a nivel regional y local en los Estados mexicanos. Para la UE, uno de los objetivos del nuevo acuerdo es superar esta barrera, así como licitar contratos de “asociación pública-privada”.

México se ha comprometido a entablar negociaciones con los Estados mexicanos para que las empresas de la UE puedan participar en licitaciones a nivel estatal cuando se firme acuerdo. Será la primera vez que México abra su mercado de contratación pública a nivel estatal a empresas no mexicanas.

Asimismo, según la UE, el acuerdo con México armonizará sus normas de transparencia y no discriminación con las del Acuerdo sobre Contratación Pública de la Organización Mundial del Comercio e incluirá disposiciones disposiciones sobre el medio ambiente y la contratación pública socialmente responsable (trabajo digno, inclusión social o el comercio ético). Además, aumentará la transparencia de su proceso de licitación publicando las licitaciones en un único sitio web sobre contratación pública.

Los embajadores trasladan a Mogherini su respaldo al acuerdo

La jefa de la diplomacia europea explicó que en las últimas horas se ha reunido con embajadores de Estados miembros de la Unión Europea en México que le han trasladado el apoyo a este acuerdo.

“Nosotros lo queremos y he escuchado que el lado mexicano lo quiere. Así que hagámoslo”, sentenció Mogherini, que termina su mandato el próximo 31 de octubre.

La UE y México están renegociando desde hace años el llamado Acuerdo Global, que entró en vigor el año 2000 y que contiene capítulos como las reglas de origen, el comercio de bienes, las medidas sanitarias y fitosanitarias, los derechos de los trabajadores, el respeto al medioambiente y la propiedad industrial.

El renovado acuerdo contempla liberalizar el sector agropecuario, algo que no había sucedido con el tratado del 2000, de manera que se eliminarán los aranceles en productos como los quesos, que ahora tienen tarifas del 45 %.

En nuevo acuerdo mejora la protección en México de la propiedad intelectual de los particulares o las empresas de la UE. Ello implica: ilegalizar la venta en México de imitaciones de alimentos y bebidas característicos de regiones específicas de la UE, tales como Champagne, jamón de Parma y vinagre balsámico de Módena; y en el caso español el Jerez

El nuevo acuerdo global será la base de la futura relación de la UE con México. En él, ambas partes se comprometen también a cooperar en cuestiones como el cambio climático y los derechos humanos; y a trabajar juntas en cuestiones como la lucha contra la pobreza o en la investigación sobre nuevos medicamentos.

Mogherini llegó este martes a la capital mexicana y ese mismo día se reunió con la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, donde, entre otros asuntos, hablaron de migración y derechos humanos, y su viaje de trabajo ha finalizado este miércoles con una reunión a puerta cerrada con el canciller, Marcelo Ebrard.

En este encuentro, Mogherini y Ebrard resaltaron la importancia de los principios y valores que comparten México y la Unión Europea y su determinación de seguir uniendo esfuerzos para promover una agenda positiva y de cooperación tanto en foros bilaterales como multilaterales.

Ambos subrayaron que la modernización del Acuerdo Global entre México y la Unión Europea conducirá a una relación más profunda y extensa, con beneficios tangibles para ambas sociedades y que el proceso de modernización representa una señal clara de multilateralismo.

Socios en la defensa del multilateralismo

La diplomática aprovechó su visita para ofrecer una conferencia en la UNAM, la universidad más grande de América Latina, donde sostuvo que la UE y México coinciden en “valores fundamentales”, puesto que ambos buscan un sistema internacional basado en la “colaboración”, comparten la “preocupación” por la crisis climática y aspiran a una “democracia más justa e inclusiva”.

“Queremos un sistema multilateral mientras otros mantienen una lógica de confrontación”, dijo en velada referencia a Estados Unidos, China y Rusia.

Y añadió: “Aunque geográficamente estemos lejos, (la UE y México) estamos en el mismo lado de la historia”.

Por ello, dijo que la UE no solo busca un renovado acuerdo comercial con México, sino también estrechar la cooperación política en los desafíos comunes y compartir estrategias para combatir el cambio climático y lograr un desarrollo sostenible.

Como ejemplo, recordó que la UE ha apoyado con siete millones de euros el plan del Gobierno mexicano, Andrés Manuel López Obrador, para crear empleos en Centroamérica y frenar la migración forzada que atraviesa México hacia Estados Unidos.

Con todo, Mogherini dejará el cargo “satisfecha” por haber colocado a América Latina dentro de la agenda de la política exterior de la UE, como prometió en su última visita a México hace tres años.

“Prometí que pondríamos a México y a América Latina en el centro de la política exterior. (…) Creo que hemos cumplido esta promesa juntos”, dijo a pesar de las crisis en Ucrania y Siria, que han centrado buena parte de la diplomacia europea en los últimos años.

La actual relación comercial entre la UE y México

La UE y México firmaron en 1997 un acuerdo de asociación económica, concertación política y cooperación. Este acuerdo, conocido como el acuerdo global, incluía una parte sobre comercio abierto, que básicamente abría el comercio de mercancías, pero no quedaban incluidos los alimentos y bebidas. Este acuerdo comercial entró en vigor en 2000. La parte del acuerdo relativa al comercio de servicios entró en vigor en 2001.

La parte comercial del nuevo acuerdo abrirá aún más el mercado mexicano a los exportadores e inversores de la UE e incluirá nuevos ámbitos, como los servicios y los alimentos y bebidas.

Con el acuerdo actual, se facilitan las exportaciones de mercancías contribuyendo a que las autoridades de la UE y de México cooperen en procedimientos aduaneros, normas internacionales sobre productos, ensayos, marcado y etiquetado, seguridad alimentaria y procedimientos en materia de salud animal y vegetal .

En 2017, la UE exportó a México 38.000 millones de euros en bienes y 10.000 millones de euros en servicios, mientras que México exportó a los países comunitarios 24.000 millones de euros en bienes y 5.000 millones de euros en servicios, según datos oficiales de la UE. Desde que entró en vigor el actual acuerdo, el comercio de mercancías entre la UE y México se han incrementado un 148 por ciento.

La UE invirtió 13.250 millones de euros anuales en México en 2017, siendo su segundo mayor inversor por detrás de Estados Unidos, mientras que México invirtió 4.755 millones de euros en los países comunitarios.

Además, en México hay 28.000 empresas con capital europeo, que generan miles de empleos.

En Colombia, la UE ratificará su apoyo al proceso de paz

Federica Mogherini hará este jueves su última visita a Colombia antes de dejar su cargo para, donde ratificará el apoyo del bloque comunitario a la paz en ese país.

Durante su visita, Mogherini tendrá un desayuno de trabajo con el presidente Iván Duque, así como con el canciller Carlos Holmes Trujillo, detalló la Delegación de la UE para Colombia en un comunicado.

En el encuentro también estarán los ministros de Comercio, José Manuel Restrepo; de Medio Ambiente, José Lozano, y de Agricultura, Andrés Valencia, así como la directora de la Agencia Presidencial de Cooperación, Gheidy Marisela Gallo, y otras altas autoridades del Estado.

La embajadora de la UE en Colombia, Patricia Llombart, explicó que esta última visita de Mogherini como responsable de la política exterior europea “reconfirma el profundo interés y compromiso” del bloque comunitario “con Colombia, los colombianos y la implementación de la paz”.

“Sabemos bien que es una tarea que requiere el trabajo diario y la dedicación constante del Gobierno, los excombatientes, la sociedad civil y la comunidad internacional y es nuestra determinación seguir acompañando al país”, afirmó Llombart acerca de la paz de Colombia.

Tras el desayuno de trabajo, Mogherini se reunirá con jóvenes con condiciones especiales de vulnerabilidad en la Escuela Taller de Bogotá, donde reciben formación en oficios tradicionales como construcción, carpintería, cocina, elaboración manual de papel y guía turística.

En un futuro, el apoyo de la UE “permitirá que reincorporados de las FARC formen parte de este tipo de capacitación”, agregó la información.

Posteriormente, tendrá otra reunión con los embajadores de los Estados miembros de la UE acreditados en Colombia y un almuerzo con representantes de la sociedad civil y defensores de derechos humanos.

La misión terminará en la tarde con una reunión con las cabezas del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición, creado como parte del acuerdo de paz firmado entre el Gobierno colombiano y la desmovilizada guerrilla de las FARC.

La alta representante se reunirá con el presidente de la Comisión de la Verdad, Francisco de Roux; la presidenta de la Justicia Especial de Paz (JEP), Patricia Linares; así como la directora general de la Unidad de Búsqueda de desaparecidos, Luz Marina Monzón.

A ellos también les ratificará el apoyo de la UE a la implementación de la paz.

Llombart puntualizó que Mogherini “ha seguido de cerca la situación de Colombia, la implementación de la paz y fue quien nombro al ex viceprimer ministro de Irlanda, Eamon Gilmore, como enviado especial para la paz de Colombia, una muestra de la importancia que le da Europa a la reconciliación de la país”.

Para saber más:

► La relación comercial entre la UE y México

► Portal de la Univerisad Nacional Autónoma de México

Portal de la delegación de la Unión Europea en Colombia