Bruselas recomienda cómo retirar las restricciones en la UE

En algunos países hay reaperturas parciales tras el confinamiento. En España se reparten mascarillas en los transportes públicos. [EFE/ Alejandro García]

Bruselas/Ginebra (EuroEFE).- La Comisión Europea presentará este miércoles sus recomendaciones para que los países de la Unión Europea (UE) retiren progresivamente las restricciones impuestas para frenar el coronavirus, aunque la decisión de suavizar las medidas depende de cada Estado miembro.

El Ejecutivo comunitario presentará una “hoja de ruta” con recomendaciones para los Estados con el fin de que cuando empiecen a retirar las restricciones lo hagan “de modo efectivo” y teniendo en cuenta la situación en otros Estados miembros, en particular en los países vecinos, explicó el portavoz jefe de la Comisión, Eric Mamer, en una rueda de prensa.

“No diremos a un Estado miembro específico que ahora es el momento adecuado para suavizar las restricciones. Lo que recomendaremos son una serie de criterios y condiciones que deberían aplicarse cuando se evalúe o decida que tiene sentido suavizar las medidas”, explicó.

El portavoz comunitario insistió en que la decisión de salir del confinamiento dependerá de las autoridades de cada país, basándose en la información de que dispongan sobre la situación en su territorio para decidir qué medidas son las más adecuadas.

Los países europeos empiezan a planificar una cautelosa y escalonada vuelta a la normalidad

Redacción Internacional (EuroEFE).- Mientras la pandemia de coronavirus mantiene confinada a gran parte de la población del planeta, algunos países europeos donde la plaga está perdiendo fuerza han empezado a planificar o incluso poner en marcha una cautelosa y escalonada …

La situación difiere mucho entre los Estados de la UE en términos de propagación de la pandemia, de las medidas adoptadas para frenarla y de sus planes para la salida, pero Bruselas busca evitar la descoordinación que se vivió al inicio del brote.

Entre las recomendaciones, la Comisión incluirá directrices relativas al cierre de las fronteras nacionales introducido por la mayoría de países de la UE.

Estos cierres, que dependen también de cada país, se impusieron al inicio del brote en Europa sin ningún tipo de coordinación comunitaria dando lugar a bloqueos y largas filas en las fronteras.

En este sentido, el portavoz comunitario recordó que la Comisión, si bien entiende la necesidad de adoptar restricciones para proteger la salud, ha pedido que las fronteras sigan abiertas para el tráfico de mercancías, en particular bienes esenciales o necesarios para la producción de material médico, así como para la circulación de trabajadores transfronterizos del sector sanitario.

“Nunca hemos dicho que las fronteras deban estar completamente cerradas, al contrario, y no hay razón para que esta línea cambie mañana”, dijo Mamer.

La OMS advierte: no toda Europa está en fase de desescalada

La Organización Mundial de la Salud (OMS) subrayó que no toda Europa está en fase de desescalada de la COVID-19, pese a la disminución de casos en grandes focos como España e Italia, y destacó que todavía el 90 por ciento de los nuevos casos diarios proceden del Viejo Continente y de EEUU.

“Hay un panorama variado en Europa, donde se comienza a ver una ligera desaceleración de casos en grandes brotes en España o Italia, mientras en otros países como Turquía o el Reino Unido las infecciones van en aumento”, subrayó al respecto la portavoz de la OMS Margaret Harris.

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una foto del pasado febrero. EFE/EPA/SALVATORE DI NOLFI

La fuente añadió que incluso en los países donde se esta experimentando una desaceleración ésta será lenta, y recordó las medidas que los distintos gobiernos han de tomar en esa fase, a la hora de levantar gradualmente las cuarentenas y otras medidas tomadas para prevenir la expansión del virus.

“La primera y más importante es garantizar que la transmisión (del virus) se ha controlado”, lo que implica tener capacidad para hacer seguimiento de todos los casos y sus contactos, así como para aislar a los infectados, recalcó.

En segundo lugar, el país debe asegurar que su sistema puede hacer frente a los nuevos casos diarios, que seguirán apareciendo tras el levantamiento de restricciones.

Otras condiciones que cumplir son reducir al mínimo los riesgos de rebrotes en instalaciones médicas, la puesta en marcha de medidas preparativas en lugares de trabajo, escuelas y otras zonas con mayor concentración de gente, la prevención de casos importados y la concienciación de la opinión pública.

“Hay que asegurarse de que la comunidad sabe lo que se está haciendo y está concienciada”, afirmó Harris al respecto de este último punto.

Portugal: cuando se retome la actividad debe ser de forma gradual

 El primer ministro de Portugal, el socialista António Costa, apuntó este martes que cuando se retome la actividad en el país, en estado de emergencia por coronavirus, deberá ser de forma gradual y progresiva, y posiblemente por edades para proteger a los más vulnerables.

“Cuando comencemos a retirar las medidas, el virus aún no habrá desaparecido, por eso siempre será de forma gradual y progresiva, porque cuando comencemos a retirar las medidas, el nivel de contagio va a aumentar de nuevo”, dijo Costa en una entrevista con radio Observador.

Aunque no aventuró posibles fechas para esa reapertura y advirtió de que hablar de calendarios es “prematuro”, pues la curva de contagios aún no está en fase de descenso en el país, sí insistió en que no será generalizada para poder contener un nuevo brote, que da por seguro.

“Vamos a tener seguramente segundos, terceros o cuartos brotes. Hasta que haya vacuna o medicamento eficaz vamos a tener que convivir con la presencia de este virus”, advirtió.

Portugal suma 535 fallecidos y casi 17.000 positivos de Covid-19, cuya curva da señales de estabilización.

Un sanitario realiza tareas de desinfección en una librería en Italia, una vez levantada la restricción sobre este sector. EFE/EPA/ANGELO CARCONI

Italia inicia una ínfima apertura, con protestas 

Regiones italianas como Lombardía y Piamonte (norte), Lacio (centro) o Campania (sur) han bloqueado la apertura de las librerías italianas, prevista para este martes en un decreto del Gobierno, con ordenanzas locales con las que quieren evitar la propagación del coronavirus.

El Gobierno italiano amplió el pasado viernes las medidas de confinamiento nacional hasta el 3 de mayo, pero consideró que las librerías prestan servicios esenciales y podrían abrir desde hoy, sumándose así a los negocios que no han cerrado durante esta pandemia, como supermercados o farmacias.

Austria: “tanta libertad como sea posible, tantas restricciones como sean necesarias”

 “Tanta libertad como sea posible, tantas restricciones como sean necesarias”. Bajo ese lema ha comenzado este martes lo que el Gobierno austríaco define como el primer paso hacia “una nueva normalidad”, con la apertura de miles de tiendas gracias a la buena marcha del número de contagiados y recuperados del coronavirus.

“Tanto el número de nuevas infecciones como de hospitalizaciones van en la buena dirección”, explicó el canciller austríaco, el conservador Sebastian Kurz, en una rueda de prensa en la que recordó que a partir de hoy pueden abrir las tiendas de menos de 400 metros cuadrados y todos los comercios dedicados a bricolaje y jardinería.

También pueden funcionar talleres y túneles de lavado, pero no peluquerías o gimnasios, ni establecimientos de hostelería. Desde el pasado 16 de marzo, sólo abrían en Austria los comercios que ofrecen productos de primera necesidad.

Kurz anunció de que durante esta semana se anunciarán novedades sobre las actual prohibición de celebrar eventos deportivos y culturales, y recordó que la decisión sobre si los colegios siguen cerrados más allá de mediados de mayo se tomará a final de este mes.