Luis Garicano (C’s): El confinamiento, el virus y Europa

DISCLAIMER: Todas las opiniones vertidas en esta tribuna reflejan exclusivamente la posición de su/s autor/es, y en modo alguno de EUROEFE.EURACTIV.es, de la Agencia EFE ni de EURACTIV.COM Ltd.

Luis Garicano interviene, el pasado 11 de febrero, en el pleno del Parlamento Europeo. [Christian Creutz / EP]

Tercera tribuna de la serie de contribuciones de dirigentes políticos españoles en el Parlamento Europeo sobre cómo están viviendo el confinamiento provocado por la pandemia de Covid-19. El autor, Luis Garicano, es el jefe de la delegación de Ciudadanos (C’s) en el PE y vicepresidente de Renew Europe.

“Está siendo un tiempo extraño y muy intenso. El cierre me ha pillado en Madrid, donde normalmente solo paso los fines de semana, con mi mujer, que es médico. Profesionalmente, la pérdida con respecto a que me hubiera encontrado en Bruselas no ha sido muy grande, porque la mayor parte de la actividad del Parlamento se está desarrollando telemáticamente: las reuniones de la presidencia del grupo liberal Renew Europe, las reuniones de la delegación de Ciudadanos, las de la junta de Portavoces de Economía con Christine Lagarde o con el presidente del MEDE o los ministros de economía…

Estoy descubriendo, como muchos otros españoles, que se puede trabajar muy bien desde casa, que las reuniones por Zoom son más eficaces que las personales, y que, al final, uno termina trabajando más cuando no tiene que perder horas y horas en aeropuertos y aviones. Y encima sin contaminar.

Reunido con el gabinete durante el confinamiento

 

“Tenemos que evitar que, con el parón, se nos mueran nuestras empresas”

La intensidad del trabajo se debe a que los temas económicos, que son de los que me encargo como vicepresidente de Renew y portavoz económico, han adquirido una enorme importancia. Hemos puesto a la economía mundial en el congelador, y tenemos que evitar que en este tiempo de parón se nos mueran nuestras empresas y pierdan el sostén nuestros empresarios y autónomos.

Saqué el 4 de marzo el primer plan de medidas económicas y laborales; publiqué el día 9 un artículo en Político pidiendo un “Bazuka por el empleo” europeo, y luego, el 16 de marzo, hice una propuesta detallada de un plan europeo –que tuvo mucho impacto en el debate económico– en un libro electrónico del Center for Economic Policy Research. Durante todo el mes de marzo y lo que va de abril he tenido reuniones constantes, tratando de ayudar a que se adopten las medidas económicas necesarias, y también ofreciendo propuestas de Ciudadanos para España.

“Tenemos que demostrar que Europa existe, que está ahí cuando se la necesita”

Para Europa, la crisis es existencial, de vida o muerte. Muchos ciudadanos europeos, sobre todo en el sur, y particularmente en Italia, han tenido la impresión de que la UE les daba la espalda. Ese momento inicial en que dos países europeos congelaron el comercio de mascarillas y equipos fue brutal para los que creemos en Europa. El sentido del mercado único es precisamente que nos especializamos en determinadas cosas porque no tememos que los demás nos corten los suministros.

Por eso, ahora, el trabajo sobre el paquete de medidas económicas es clave: tenemos que demostrar que Europa existe, que está ahí cuando se la necesita. Y el Parlamento está en una posición crucial para ayudar a poner un paquete económico ambicioso en marcha. Al contrario que el Consejo de Ministros de Finanzas y el de Jefes de Estado y de Gobierno, que están divididos Norte-Sur, en el Parlamento las negociaciones se hacen por grupos políticos, y tenemos una oportunidad única de sacar adelante una propuesta que represente la voz de todos los europeos.

Desde Renew Europe hemos liderado una propuesta ambiciosa que habla de un paquete de inversión masivo, financiado con bonos emitidos por la propia Comisión Europea, garantizados por el Presupuesto de la UE.  Evitamos así que un estado garantice la deuda de otro, lo cual es inaceptable para muchos países (y para nosotros) y le damos la oportunidad a la Unión de demostrar su importancia, porque será ella la que haga la inversión necesaria para asegurar la recuperación económica.

La tragedia del coronavirus nos lleva a un momento clave para Europa, y todos nosotros en Ciudadanos estamos haciendo lo posible para que Europa salga de esta situación más fuerte y más unida”.